“La actividad de formación profesional cualifica de forma original la escuela de los Salesianos hasta asumir su criterio de reconocimiento de ellos y de sus obras” (don Egidio Viganò, Rector Mayor de los Salesianos, 1978).

La Federación Nacional CNOS-FAP, la estructura asociativa que actualiza en Italia la experiencia formativa de Don Bosco y de los salesianos, desarrolla el servicio educativo en confronto de la sociedad italiana que ha reconocido en Don Bosco el “santo del trabajo, el patrono del aprendiz, el padre y maestro de la juventud”.

La experiencia salesiana en el campo profesional se remonta a don Bosco, que desde 1942 seguía a los jóvenes aprendices hacia los talleres artesanales de la cuidad en Torino, fundó para ellos las escuelas nocturnas, festivas y diurnas y en 1853 dio inicio a los talleres internos para zapateros, sastres y encuadernadores y para carpinteros, tipógrafos e herreros después.

En el archivo de la Congregación Salesiana se conservan algunos documentos raros; un contrato de “aprendizaje” en papel simple, dato noviembre de 1851; un segundo contrato también de “aprendizaje” con fecha del 8 de febrero de 1852, y otro en fechados entorno al 1855, están bien estructurados y casi estandarizado en número y párrafo. Todos son firmados por el encargado de trabajo, del aprendiz y de Don Bosco.

Así comenta el contrato, el histórico salesiano Teresio Bosco: en esta escritura don Bosco obliga a los encargados a emplear a los jóvenes aprendiz solo por su trabajo, y no como servidumbres. Exige que las correcciones sean hechas solo a palabras y no con violencia. Se preocupa de la salud, del reposo festivo y de las vacaciones anuales. Exige un estipendio “progresivo” ya que el tercer y último año de aprendizaje era en práctica un año de trabajo arduo. La institución radicada y vivida de don Bosco, entonces, fue aquella de la educación de la juventud que era un factor fundamental en la transformación social.

En estos orígenes, la formación profesional salesiana ha tenido en el tiempo un respiro y una expansión universal, probada de las situaciones más absurdas y complicadas también conectadas a un rico patrimonio cultural y pedagógico.

Cien años de historia de “formación profesional salesiana” han sido los resultados del volumen del histórico salesiano don José Manuel Prellezo. El ensayo de título “Le scuole professionali salesiane: tappe rilevanti nel primo centenario (1853 – 1953)” (“Las escuelas profesionales salesianas: etapas relevantes en el primer centenario (1853-1953)”), documenta las etapas completadas de don Bosco y de los salesianos entre los diversos medios de ayuda realizados para facilitar el progreso en este campo hasta el 1953: programas escolásticos y profesionales, normas para las organizaciones de las exposiciones profesionales generales, métodos para apreciar el trabajo artesanal de los jóvenes, normas para seguir exámenes de promoción a los jóvenes artesanales, orientación pedagógica- didáctica para maestros de arte, reflexiones acerca la educación y formación profesional. 

Management